Llevábamos unos días sin publicar y ya estamos aquí de nuevo. Este fin de semana hemos dado un paseo por el centro de nuestra ciudad y nos hemos encontrado con algunos libros que queremos recomendar para estas navidades que están ya a la vuelta de la semana.


Los Tres Erizos es un álbum que conozco desde hace un mes, más o menos, a través de mi máster. Está escrito por Javier Sáez Castán al igual que el siguiente álbum y ambos son libros ya conocidos que habréis leído muchos de vosotros. Está editado por Ekaré y para quienes vivan en Madrid y quieran comprarlo lo pueden encontrar hasta el 19 de marzo en la exposición del Museo ABC sobre este autor junto a otros muchos libros de él. Estas son unas bonitas palabras desde el museo sobre esta exposición:

En eso consistirá precisamente el prodigio (de las criaturas este autor): en que en estos días donde ya nada parece sorprendernos, un puñado de dibujos nos conmuevan porque están como sacados de la caja de lapiceros que guardábamos en secreto para dibujar de mayores, cifrados por un misterio que ya pocos saben reconocer.

Podéis ampliar más información sobre este libro en el blog de Ekaré.


 dsc_1013


El segundo libro, como decía, es también de Sáez Castán editado por Ekaré también. El Pequeño Rey: maestro repostero fue editado por primera vez en 2009. Y hay otro más que es El Pequeño Rey: general de infantería.


dsc_1014-1


Los tres siguientes libros los encontramos en librería La Central y la verdad es que me quedé felizmente satisfecha al ver unas ediciones tan cuidadas de estos libros clásicos. El primero de ellos es Historias de Winny de Puh escrito por A.A Milne, considerado uno de los cuatro grandes clásicos junto a Peter Pan, Alicia y El viento en los sauces. Las ilustraciones son de E.H Shepard, el ilustrador original del libro.

Por otro lado está este Heidi ilustrado por Sonja Wimmer editado por Nórdica. Para mí un gran regalo para estas navidades. Y por último un librito que no conocíamos llamado Vacaciones en Suecia con unas ilustraciones de estilo clásico de 1960. Una historia desconocida, al menos para mí, con muy buen aspecto:

Para su desesperación, Pelle, un niño de casi seis años, se ve obligado a pasar el verano con su abuela paterna en el sur de Suecia, mientras su madre se recupera de un accidente de coche. Pero nada más subirse al tren, su enfado empieza a disminuir. Las aventuras que vivirá en la granja, junto a su prima Kaja, le harán volver a sonreír y olvidar el miedo a que su madre no se recupere.


dsc_1007


dsc_1009

dsc_1005

Anuncios