Hace unas semanas o más os hablamos del poemario Los versos del libro tonto; hoy rescatamos uno de los poemas que guarda el libro que es genial para leer a los niños. Se trata de un poema que es como una cancioncilla, estos poemas son los mejores para los niños porque al final acaban aprendiéndose lo que dice y así, acaban entendiendo mejor el texto más que si tiene muchos cambios, demasiada información. Este poema tiene su estribillo el cual es muy pegadizo.

Es muy muy divertido.


image


LA SIRENA FLORA

La sirena Flora llora

por las esquinas del mar.

Como el mar no tiene esquinas,

no sabe dónde llorar.

*

Aprendió muchas canciones,

pero no quiere cantarlas,

pues son triste, de marinos

que se hundieron en el agua.

*

La sirena Flora llora

por los rincones del mar.

El mar no tiene rincones,

no sabe dónde llorar.

*

Pero mira arriba y ve

¿peces globo de colores?

¿peces grandes voladores?

cayendo al mar.

*

Y la sirena Flora

nada que nada

delante y detrás.

*

¡No son peces,

sino versos libres,

sueltos,

por los rincones del mar!

*

El mar no tiene rincones, pero eso, ¡qué más da!

Flora ahora ríe y ríe,

nada y nada

delante y detrás.

¡Ya tiene versos nuevos

para cantar!


Os iremos compartiendo de vez en cuando algún otro poema del libro porque son muy recomendables. Este poema pertenece a la tercera parte Los versos que huyeron por el mar y que encontró la sirena Flora.