Tengo unos pies perfectos, escrito por María Solar e ilustrado por Gusti es un libro impresionante. Verdaderamente impresiona esta obra: es original definitivamente, es atrevida, y es un libro para todos porque todos vamos a aprender mucho con el libro, a no ser que ya seamos expertos en pies. Es un lenguaje para adultos el que vemos (en el sentido de no ser para niños particularmente), con toques surrealistas pero camuflados en una historia donde quizás podría ser todo posible, por qué no…


image


image


image

La historia es sobre un niño que todo lo sabe, sabe muchísimo. Llega un día en que le llega un aviso de participación en un concurso para encontrar al niño más listo, y este niño se va a tener que preparar para el concurso un tema sobre el que nunca había pensado y que le deja desconcertado: Los pies.

Este libro tiene otro libro dentro que es el que le da la madre a su hijo para preparar ese tema; el libro se llama Tengo unos pies perfectos. ¡Vamos a aprender también los lectores un montón de cosas sobre los pies verdaderamente desconocidas!

Editado por Kalandraka.

Este libro tiene el sello FSC.


image

image

Y un aprendizaje tras su lectura y es que saber mucho de cosas lejanas está bien pero lo más “insignificante”, lo que nos parece menos importante tener que saber, encierra secretos y conocimientos muy significativos; los pies representan muy bien esto que nos pasa a veces de obviar lo que vemos cada día y que realmente sustenta que seamos capaces de preocuparnos por otros asuntos más lejanos, gracias a las cosas chiquititas que nos rodean.

Anuncios