Hasta el 31 de agosto está el plazo abierto para participar en el concurso de Álbum Ilustrado A LA ORILLA DEL VIENTO (un nombre bien bonito). Según ellos mismos explican, su propósito es “encontran nuevas voces que impulsen el desarrollo de la creación literaria y plástica de obras para niños y jóvenes en Iberoamérica”. Con todo ello queda claro que el contenido del libro ilustrado debe obviarse si es para adutlos, algo bastante común esto de lanzar directamente el A.I hacia lo infantil, pero que está también empezando a cambiar. En cualquier caso A la orilla del viento está orientado hacia el público más joven.

Pueden participar de esta forma todos los autores e ilustradores de cualquier lugar del mundo y nacionalidad mientras que la obra sea escrita en lengua castellana; precisamente por ser la lengua de origen de los difusores del premio y además ser la lengua más extendida en toda latinoamérica, y por ser este un premio que pretende fomentar y dar difusión a este tipo de trabajos en hipanoamérica.

Pasado este requisito fundamental de escribir en castellano, existen otros como el de respetar el concepto de álbum illustrado, para lo que explican, al igual que lo hicimos nosotros en el pasado artículo, qué se entiende a grandes rasgos por esto: que no se van a aceptar novelas con ilustraciones (porque no se trata de álbumes ilustrados), que tampoco serán acogidos aquellos trabajos donde solo haya texto, ni dibujos para colorear ni aproximaciones o sucedáneos de un A.I. Además se pide una extensión máxima de la obra de 48 páginas.

Según indican en el pdf con las bases del concurso: “la propuesta deberá presentarse en una maqueta con la versión final de diseño, texto, color e ilustraciones”. Además, no es necesario encuadernar la maqueta, con un engargolado basta. Y bueno, para poder leer todos los detalles de las bases, aquí el link de las mismas.

http://www.fondodeculturaeconomica.com/Editorial/Concursos/ConvocatoriasYConcursos/Concurso_AOV_2014_Esp.pdf .

Realmente queda poco margen para que uno pueda presentarse al concurso con un buen trabajo. Aun así puede haber tiempo si ya tenemos un proyecto levemente iniciado o en cualquier caso, así podemos conocer este concurso para próximas convocatorias.